Por encargo de BMW con motivo de Art Basel 2024, el artista londinense Es Devlin, ha creado ‘SURFACING’, una configuración de siete minutos de agua, voz, luz y danza.

En colaboración con la coreógrafa Sharon Eyal, radicada en París, Devlin trata una caja de agua como el aparato de magia de un mago, haciendo emerger grupos de bailarines de forma intermitente a través de capas de agua, luz, pintura y píxeles.

A través de oleadas de ritmo y tecnología, la obra reflexiona sobre la sugerencia del filósofo Byung Chul Han, de que el ritual es lo que hace que el tiempo sea habitable.

Este entrelazamiento de lo artístico con lo científico no es nuevo para Devlin, quien ha abrazado una mezcla de medios y referencias a lo largo de su carrera. Aquí, analiza el proceso científico en sí, traduciendo el potencial del BMW iX5 Hydrogen eléctrico, que utiliza la energía del propio hidrógeno para impulsar el motor, junto con una batería especialmente desarrollada, en obras de arte que exploran el progreso humano y científico.

«El hidrógeno es el átomo más abundante del universo», afirma Devlin, que estudió la tecnología de pilas de combustible de hidrógeno que permite al automóvil extraer oxígeno mientras conduce y reconectarlo con hidrógeno para crear energía. “Y al mismo tiempo, lo otro que generas es agua. Me sorprendió que lo que sale del tubo de escape sea agua”.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *