La Secretaría de Cultura del Gobierno de México y el Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura (Inbal) revelaron el proyecto ganador de la convocatoria pública para representar a México en la 60ª Bienal de Arte de Venecia.

Bajo la dirección de la curadora Tania Ragasol y el artista visual Erick Meyenberg, la propuesta «Nos marchábamos, regresábamos siempre» destaca por su abordaje conceptual y artístico en torno al asilo migratorio, tema central en la historia mexicana y en la agenda global.

El proyecto, elegido por su relevancia y originalidad, plantea una video-instalación poética que evoca el desplazamiento y la arraigada tradición de las reuniones familiares. A través de imágenes y sonidos, se exploran las experiencias de los migrantes y se reflexiona sobre la nostalgia, la identidad y la permanencia en un mundo marcado por la movilidad y la diversidad cultural.

Tania Ragasol, reconocida por su enfoque colaborativo y transdisciplinario en la curaduría de arte contemporáneo, lidera este proyecto junto a Erick Meyenberg, un artista interdisciplinario cuyo trabajo invita a la reflexión sobre la identidad y la realidad contemporánea.

Con esta colaboración, esperan crear un espacio de encuentro y memoria comunitaria que celebre la diversidad y promueva la empatía hacia los migrantes en todo el mundo.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *