El mezcal, una bebida tradicional mexicana, es conocido por sus variedades únicas de agave. Cada tipo de agave aporta características distintivas al mezcal, influenciando su sabor, aroma y textura.

Aquí te presentamos tres tipos de agave que son esenciales para cualquier amante de la bebida espiritual.

Espadín (Angustifolia Haw)

El agave Espadín es el más conocido y utilizado en la producción de mezcal, representando entre el 80% y 90% de la producción total.

Este agave es menos fibroso, lo que facilita su molienda después del tostado, y tiene un periodo de crecimiento relativamente corto, de entre 6 y 8 años. Además, el Espadín contiene una mayor cantidad de azúcar, lo que resulta en un mayor rendimiento de producción.

El mezcal de Espadín se caracteriza por ser sutil, suave y ahumado, lo que lo convierte en una excelente opción para los nuevos consumidores de mezcal.

Tobalá (Potatorum)

El agave Tobalá se distingue por sus hojas anchas con púas en forma de dientes de tiburón. Este agave es particularmente desafiante de cultivar, ya que no puede reproducirse asexualmente y depende de polinizadores naturales como abejas y murciélagos.

El Tobalá tiene una menor concentración de azúcares, por lo que se necesitan más kilos de agave para producir un litro de mezcal. El mezcal de Tobalá suele ser terroso y puede ofrecer notas complejas de tabaco, cacao, vainilla y cuero, destacando por su rareza y profundidad de sabor.

Maguey Verde (Salmiana)

Los agaves Salmiana son de los más grandes, pudiendo crecer hasta 6 pies de alto y 12 pies de ancho. Se encuentran en hábitats secos y soleados, principalmente en la meseta alta de México, incluyendo regiones como San Luis Potosí, Oaxaca y Puebla.

Estos agaves son muy resistentes y sus hojas verdes y planas parecen tener un carácter serpentino. El mezcal de Maguey Verde, especialmente el de The Lost Explorer, se distingue por sus notas herbáceas y especiadas, con un perfil dulce y especiado que incluye toques de chile verde, cáscara de toronja y agave fresco.

Cada uno de estos agaves aporta una personalidad única al mezcal, haciendo que cada sorbo sea una experiencia rica y diversa.

La próxima vez que elijas un mezcal, considera las diferencias en los agaves utilizados para apreciar plenamente la riqueza de esta bebida artesanal.

Disfruta de la diversidad del mezcal y explora las múltiples capas de sabor que cada tipo de agave tiene para ofrecer.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *