“Ruyi Path” es la permanente intervención que Ai Weiwei hizo en el camino del viñedo parisino Château La Coste. El artista chino dedicó dos años de su vida para esta obra de arte que parece sacada de una pintura de Monet.

ai-weiwei-ruyi-path-chateau-la-coste-designboom-07

El viñedo ubicado al interior de un castillo francés también cuenta con eventos y exposiciones artísticas, las cuales ahora descansan sobre un camino que conecta dos antiguas rutas de la propiedad con árboles entrelazados.

ai-weiwei-ruyi-path-chateau-la-coste-designboom-06

El nombre de la instalación proviene del cetro o vara ceremonial que simboliza el poder y la buena fortuna y está intervenida con adoquines recuperados de los puertos de Marseille.

El pasado 8 de abril se inauguró la exhibición “Mountains and seas” con la obra de Weiwei que estará abierta hasta el 17 de junio de este año. Cada una de las piezas fue realizada con técnicas tradicionales de kite-making y referencias de la mitología china, así como de las propias experiencias de vida del autor quien comenzó este proyecto antes del verano de 2015 cuando su pasaporte fue devuelto después de su detención y años subsecuentes a sus restricciones de viaje.

ai-weiwei-ruyi-path-chateau-la-coste-designboom-08

Situado entre la histórica ciudad de Aix-En-Provence y el Parque Nacional de Luberon, Château La Coste es un viñedo biodinámico de 500 acres donde se presenta un programa de elaboración de vinos y 30 grandes obras de arte contemporáneo. Recientemente abrió un hotel con un restaurante supervisado por el restaurador y chef francés Gérald Past.

¿Qué opinas?