Tener una discapacidad es visto por muchas personas como una limitante laboral, sin embargo, en esta empresa mexicana hay una opción para personas con capacidades distintas.

Captura de pantalla 2017-08-02 10.00.42 Captura de pantalla 2017-08-02 10.01.03 Captura de pantalla 2017-08-02 10.01.23

 

 

Un empleo es sinónimo de estabilidad económica, pero ¿qué pasa con la estabilidad emocional? La marca mexicana de trajes de baño tejidos, Raya Pinta, se preocupa por esta necesidad humana al ser una micro empresa incluyente y con responsabilidad social que integra a su equipo de trabajo a personas con Síndrome de Down y de la tercera edad.

El proyecto surgió como una mezcla entre altruismomodapsicología, María Argüelles, líder del proyecto, encontró en ésta última su vocación, que combinada con su creatividad y empatía dieron origen a Raya Pinta.

“Hace unos años vi a unos jóvenes con Síndrome de Down tejiendo y decidí investigar sobre ellos. Con esto descubrí lo disciplinados y buenos trabajadores que son, y me di cuenta de que mataba tres pájaros de un tiro ya que ellos generarían un ingreso, tendrían una terapia ocupacional y los trajes tendrían una calidad excelente” afirma, María.

La marca pretende seguir creciendo y mantener su línea de ayuda para demostrar que las discapacidades no se contraponen a la independencia y el éxito. Este es un ejemplo que toda empresa debería seguir.

75

Para conocer sus diseños visita su cuenta de Instagram.