Si algo es de admirarse en el ex presidente de los Estados Unidos, Barack Obama, es su capacidad para contar historias y lograr una empatía magnifica con su público.

Continuando con su tradición de contar anécdotas de su juventud, desempolvó durante un evento político una historia sobre un divertido viaje a Disneyland mientras estudiaba en la universidad. Visita en el parque de diversiones de Florida, mejor conocido como “el lugar más feliz del mundo” que terminó de una manera inesperada.

 

La intención de su viaje, según contó a los asistentes, fue ir junto con sus amigos a un concierto del grupo Kool & the Gang, el cual se llevó a cabo en el parque. Pero, después del concierto, Obama y sus amigos se dirigieron a las góndolas en donde comenzaron a fumar.

“Estoy avergonzado de decir esto, así que tápense los oídos jóvenes, pero algunos de nosotros estábamos fumando en las góndolas”.

 

“No lo interpreten mal” continuó “fumábamos cigarrillos” aclaró el ex presidente. Por este motivo, fue razón suficiente para que fueran expulsados. “Esta es una historia real, fui expulsado de Magic Kingdom“, comentó al terminar de contar la anécdota que ahora para él y sus amigos resulta graciosa e inolvidable.