Texto de Emilio Farfan

Si eres de aquellos que gozan la carne y sienten que no pueden pasar por alto el antojo de probar un buen corte o una receta apetitosa, como las que ofrecen los estados del norte del país, todavía estás a tiempo de darte una vuelta para saborear grandes sorpresas que Mítico, tiene preparadas con su Festival del Fuego Norestense. Taco Juan de pork belly ahumado

El chef Humberto Villarreal, miembro destacado de la Sociedad de Parrilleros de Monterrey, está de visita en la Ciudad de México por sólo unas semanas encabezando este encuentro entre la parrilla y el fogón.

7701642_orig

Dicho festival se lleva a cabo en el restaurante, cuyo nombre evolucionó de Meat & Co. a Mítico, ya que su cocina se ha vuelto todo un referente en el foodie vecindario de la Roma Norte.

A la cocina del noreste de la República pocas veces se le da el reconocimiento que merece, sin embargo podemos asegurarte que los meat lovers de corazón quedan más que complacidos, porque no sólo ofrece cortes de carne, cabritos asados, sino toda una amplia variedad de recetas que se conjugan por aquellos sitios según la localidad con sabores cautivadores al paladar.

Atropellado de carne seca Empalme de chicharron de de la Ramos Quesadilla con queso y salsa de glorias de Linares

Hablando de este fogoso festival gastronómico que está vigente por unos días más en la colonia Roma, nos atrevemos a sugerirte que pruebes el menú degustación completo.

También tienes la opción de pedir el maridaje con cervezas artesanales o los vinos De Cote, muy buen ejemplo de la producción vitivinícola de la zona de QuerétaroLa propuesta incluye por $700.00 pesos el menú degustación, y $950.00 pesos con maridaje.

Son seis tiempos que gozarás en grande, con un atropellado de carne seca; el taco Juan de pork  bella ahumado y el empalme de chicharrón de la Ramos, todo un must de Monterrey.

Luego, continúa con el suave cortadillo norteño, uno de los platos favoritos; el Rib Eye con salsa de chorizo del noreste y queso vulcanizado, una delicia sin comparación. Finalmente el postre, una quesadilla de queso con salsa de glorias de Linares, espolvoreada de nuez.

Es un auténtico agasajo que no te querrás perder.