Del 17 al 28 de mayo Francia recibirá como desde hace 70 años al Festival de Cannes con las mejores producciones cinematográficas y, ante el anuncio de su llegada, las controversias por su cartel promocional no se han hecho esperar.

La razón es la fotografía que los realizadores del evento decidieron seleccionar. Se trata de una toma de 1959 en la que aparece la actriz italiana Claudia Cardinale con un cuerpo curvilíneo que fue retocado digitalmente y criticado en redes sociales.

thumb_32801_media_image_x584

La protagonista de la cinta “El Gatopardo” fue elegida por ser un símbolo de la mujer independiente y activista social, características que no fueron bien aceptadas al reducir el tamaño de su cintura, brazos y piernas.

Por el momento el Festival de Cannes no ha dado su postura al respecto, pero en Facebook se leen comentarios negativos por seguir modelos femeninos estéticos y no reales.

¿Qué opinas?