La reconstrucción de un templo con 400 años de historia formará parte la exhibición del artista y activista de origen chino, Ai Weiwei, con la que el Museo Universitario de Arte Contemporáneo (MUAC) celebrará su primera década de existencia.

El templo, que perteneció a la dinastía Ming, forma una de las dos partes que conformarán la muestra. La segunda mitad será una intervención de la que sólo se sabe que tratará de los problemas actuales que atraviesa México en los que ha puesto su interés Weiwei.

De acuerdo con la Directora de Artes Visuales del MUAC, ‘el artista pekinés se enamoró del museo cuando lo visitó’; y en su compromiso como activista y defensor de los Derechos Humanos, se reunió con los padres de los normalistas de Ayotzinapa.

Así comenzará parte importante de agenda cultural del MUAC y de la Ciudad de México que presentará la exhibición del artista contemporáneo a partir del mes de abril de 2019.