Manejando, caminando, en el cine, trabajando, con amigos, comiendo, en el baño, con tu pareja, en la cama, ¿podrías enumerar cuántas veces usas el smartphone sin realmente necesitarlo?

Si eres de los que cada 10 segundos lo revisas y sientes que te va a dar algo cada vez que no lo encuentras, tenemos una noticia para ti: eres esclavo del teléfono móvil.

No estás solo. A veces, puede parecer que no importa cuánto intentes ser productivo, un mensaje de texto de tu mejor amigo, una nueva notificación de Instagram o una llamada perdida de mamá se interponen en el camino para lograr la máxima inspiración.

Si esta lucha es constante, la tienda física y online Urban Outfitters tiene una solución hilarante y bonita: una mini cárcel para tu teléfono celular que te permitirá bloquear físicamente el teléfono, asó podrás tener un entorno libre de distracciones.

También puede ser una divertida herramienta para que la pareja deje encerrados sus teléfonos un rato en casa y se puedan disfrutar de otras creatividades.

Su precio es menor a los $200 pesos ¿Lo quieres? Clic aquí.