Los hoteles boutique ofrecen ambientes exclusivos y personalizados cuya demanda va en aumento, convirtiéndose en una experiencia personalizada, alejada de la multitud y para viajeros apasionados del excelente servicio y calidad.

Existen diversas opciones para hospedarte en CDMX, pero si eres amante del diseño, arquitectura, naturaleza, arte y vanguardia, te recomendamos visitar la más reciente propiedad de Pug SealAnatole France “Casa Linaje”, un proyecto hecho por el diseñador de interiores, Dirk Jan Kinet, que busca fusionar elementos que evocan a generaciones pasadas con detalles contemporáneos para crear originalidad ecléctica.

Cada espacio no está por casualidad sino que nació de forma espontánea, de la intuición y talento de Dirk en conjunto con José Manuel Quintana, fundador del concepto Pug Seal, es una creación auténtica, atrevida y con una presencia difícil de ignorar -e imposible de no instagramear-.

La ecléctica propuesta juega con tonalidades, texturas y mobiliario. Los distintos espacios del hotel invitan al desarrollo de la creatividad y a la explosión multisensorial. El concepto rinde homenaje a las familias europeas que a lo largo de la historia han migrado a México, han traído sus costumbres, creando riqueza cultural.

Un gran piano de cola reclama la vista justo al entrar al lobby, cada una de las 26 recámaras posee un diseño único que abarca terciopelos, mobiliario Chippendale y algunos toques contemporáneos, se encuentran desde una silla Thonet hasta una silla lounge Fritz Hansen.

Un ambiente europeo se ve reflejado en los candelabros y los baños de cada suite presentan materiales y colores distintos. Se pensó en ofrecer atmósferas para todo tipo de público. Las habitaciones, en cada piso, están nombradas acorde a la generación que representan. Es por eso que en la primer piso se encuentran nombres de habitación como “Albine” o “Anatole” haciendo referencia a la primer generación de migrantes que llegó a México y en el último piso “La Camarona”, una clara tropicalización hacia la cultura local, una adecuación del linaje al territorio que habita por varias generaciones.

En la parte más alta hay un gran rooftop para apreciar la vista. La casa cuenta también con un jardín interior, desayunador y áreas comunes como salas y una terraza amplia para uso estilo lounge. Pug Seal es un concepto de lujo que a través de sus detalles y la calidad de sus anfitriones, hace vivir la atemporalidad. Una grata experiencia que ofrece sensibilidad, arte y calidez humana.

¡Ya sabes dónde hospedarte en tu visita a la capital o cómo salir de la rutina si es que vives en CDMX! Visita su sitio web para conocer sus 4 hoteles.