Tomar acción para preservar de mejor manera nuestro planeta puede hacer la diferencia y convertirse en un acto colectivo que da esperanza por reducir la velocidad de los efectos del cambio climático y la contaminación.

En la Ciudad de México y área metropolitana se vivió durante la segunda semana de mayo una declaración de contingencia ambiental que representó mala calidad del aire y una atmósfera poco saludable para sus habitantes. Por ello, es importante tomar en cuenta qué acciones podemos tomar para evitar otra crisis medioambiental.

El Banco Mundial ha dado a conocer que México, Latinoamérica y el Caribe generan 430,000 toneladas de residuos, teniendo un crecimiento del 60% en los últimos 20 años, por lo que la proyección a futuro es alarmante su no ponemos manos a la obra.

Te compartimos 5 acciones que puedes realizar y representarán un importante granito de arena por el planeta:

Adiós papel

Si haceos una suma de cuántos recibos se generan al día por cada transacción realizada por los habitantes de una ciudad, es una gran cantidad de papel que en muchos casos pasa directo al basurero; si necesitas un comprobante o recibo, muchas tiendas cuentan con la opción de recibo electrónico y facturación en línea. De igual forma, recibos de servicios como agua, luz, gas e Internet, pueden ser enviados por la compañía a través de correo electrónico, así que puedes solicitar a tu compañía este método y contribuir a la reducción de tala de árboles.

Apaga la computadora

No apagar nunca la computadora no solo es malo para tu equipo, es malo para el medio ambiente, ya que en suma de todos aquellos que no la apagan, representa un importante gasto de energía. Sólo en Estados Unidos se gastan 4 billones de dólares para pagar esa energía eléctrica de las computadoras en estado de hibernación. Te sugerimos también desconectar cargadores del enchufe. Gran parte de los usuarios de teléfonos inteligentes mantienen la costumbre de cargar sus dispositivos móviles mientras duermen. Esta práctica, genera un interesante gasto extra de dinero cada año, así como una cierta pérdida gradual de las características de la batería del mismo.

Compra local

Comprar local, o bien, ir al mercado o establecimientos de productores es una opción para un consumo libre de plástico. Al no comprar todos tus insumos en el supermercado, además de impulsar la economía local, puedes reducir la cantidad de empaques de plástico de los productos que compras, además de hacer uso de frascos de vidrio para algunas compras a granel y el uso de bolsas ecológicas para transportar tus insumos.

Menos detergentes

Hay detergentes que además de contaminar el agua, vienen en envases de plástico que representan un desecho en su mayoría de casos difícil de biodegradarse. Optar por detergentes biodegradables y métodos naturales para la limpieza de nuestras prendas puede ser una medida importante para dejar de llenar de químicos el agua de nuestro planeta.

Un ejemplo de sustituto para la limpieza es el vinagre, un desinfectante suave que corta la grasa, limpia el vidrio, desodoriza y remueve los depósitos de calcio, manchas y acumulación de cera. Así como el bicarbonato de sodio que corta la grasa, quita manchas, desinfecta y suaviza el agua.

Transporte alternativo

El automóvil como principal opción de transporte ha dejado de ser viable debido a la contaminación y el tráfico que genera en grandes urbes como la Ciudad de México. A veces no hay otras opciones, pero se pueden tomar medidas para optimizar el uso del auto, por ejemplo, compartiendo con miembros de la familia o compañeros de oficina que toman el mismo camino; otra opción es que si saldrás en grupo de amigos, pueden llevar un solo auto.

Ante el problema que pueden representar los autos para el medio ambiente y el caos vehicular, existen más opciones de movilidad como bicicleta, moto eléctrica y scooter que además de ser más amigables con el medio ambiente, pueden ser la opción más rápida para llegar a tu destino.

¿Qué otra ación implementarías?